Castelldefels

domingo, 7 de diciembre de 2014

Traducciones

Estoy leyendo un libro que me recomendaron el otro día, Sapiens. Una breu història de la humanitat, de Yuval Noah Harari, profesor de la Universidad Hebrea de Jerusalem. Ayer estaba en el FNAC, lo vi, me acordé de la recomendación -que venía de un buen amigo- y sin dudarlo mucho me lo compré.
El libro de momento me está gustando mucho. Quizás cuando lo acabe haya ocasión de comentarlo; pero ahora tengo que escribir esto porque sin haber llegado a la página 80 me he encontrado con dos sorpresas en el texto que creo que deben ser señaladas.



En la página 74 de la versión que manejo (traducción de Marc Rubió, Ediciones 62, Barcelona, edición que cuenta con el apoyo del Departament de Cultura de la Generalitat de Catalunya) se lee lo siguiente:

"Per exemple, tenim tots els motius per creure que un grup de caçadors-recol·lectors que visqués fa 30.000 anys a les terres que ara ocupa Barcelona no parlaria la mateixa llengua que un grup que visqués on ara hi ha Lleida. Podria ser que un grup fos bel·ligerant i l'altre pacífic. Potser el grup de Barcelona seria comunal mentre que el de Lleida es basaria en les famílies nuclears. Potser els barcelonins es passarien llargues hores esculpint estàtues de fusta dels seus esperits guardians, mentre que els seus contemporanis lleidatans els adorarien per mitjà del ball."

Un poco más adelante, en la página 77 se lee lo siguiente:

"La població de sapiens es va escampar per grans extensions. Abans de la Revolució Agrícola, la població humana de tot el planeta no era pas mes nombrosa que la que avui viu a Catalunya."

Tanta referencia a Cataluña en la obra de un autor que es profesor en Jerusalem me extrañaba. Volví a las primeras páginas por ver si en vez de una mera traducción me encontraba ante una adaptación de la obra a la realidad catalana, pero no, en las referencias iniciales tan solo se hablaba de traducción, no de adaptación.

De Amazon me acabo de bajar el original de la obra escrito en inglés. Copiaré a continuación lo que se corresponde a los dos fragmentos que acabo de reproducir:

"For example, there's every reason to believe that a forager band that lived 30.000 years ago on the spot where Oxford University now stands would have spoken a different language from one living where Cambridge is now situated. One band might have been belligerent and the other peaceful. Perhaps the Cambridge band was communal while the one at Oxford was based on nuclear families. The Cantabrigians might have spent long hours carving wooden statues of their guardian spirits, whereas the Oxonians may have worshiped through dance."

"The Sapiens population was thinly spread over vast territories. Before the Agricultural Revolution, the human population of the entire planet was smaller than that of today's Cairo."

¿Qué sentido tiene cambiar Oxford y Cambridge por Barcelona y Lleida? ¿Qué sentido tiene convertir El Cairo en Cataluña? No es imposible que en una traducción se realicen indicaciones para aclarar juegos de palabras o referencias que en el contexto del autor pueden ser muy claras pero no tanto en el de aquellos a quienes va destinada la traducción. En estos casos lo más adecuado es dejar en el texto la versión que se ajusta a lo escrito por el autor y realizar la aclaración en una nota a pie de página (las famosas "N. del T."). En el libro al que me refiero no hay ninguna indicación de que en la traducción se han cambiado las referencias que existían en el original. Referencias que, por otra parte, no son en absoluto esotéricas. Doy por sentado que cualquier persona que se acerque al libro sabrá qué son Oxford, Cambridge y El Cairo. Siendo así ¿por qué cambiar lo que el autor ha escrito sin dar ninguna pista al lector sobre ello?
Traduttore, traditore... hay ocasiones en las que la frase adquiere pleno y verdadero sentido. Y no en una obra literaria, sino en una obra científica. De divulgación científica, cierto, pero científica al fin y al cabo.
Inadmisible.



2 comentarios:

miguel aguilar dijo...

El autor quiso incluir en todas las ediciones este tipo de "notas" locales. No es una manipulación. Miguel Aguilar, editor de Debate

Rafael Arenas García dijo...

Pues estaría bien así indicarlo